EL SINDROME DE DOWN Y LAS ENCIAS

Los pacientes con síndrome de Down presentan anomalías genéticas en su sistema inmune y a menudo presenta gingivitis generalizada en una etapa temprana y en la edad adulta se manifiesta como periodontitis.

La enfermedad periodontal en pacientes con síndrome de Down se caracteriza por una periodontitis temprana generalizada que comienza en la dentición temporal y continúa en la dentición permanente. La forma cómo se presenta la progresión de la enfermedad periodontal en los pacientes con síndrome de Down se compara con la periodontitis agresiva por el nivel de severidad en las manifestaciones y la rápida progresión de la enfermedad, así como la destrucción tan severa que presentan en los tejidos periodontales.
Para evitar enfermedades de las encías se debe cepillar mínimo  dos veces al día, concentrando las cerdas a lo largo de la línea de la encía; usar el hilo dental todos los días y hacer visitas al dentista con regularidad para monitorear la salud de las encías y tomar rayos X para observar los niveles de hueso. Si las encías sangran significa que están inflamadas  y llegado ese punto hay que concertar cita con tu dentista para que lo solucione y ayude al paciente a mejorar el estado de salud de las encías, pero no por eso  el cepillado y el hilo dental deben detenerse. De hecho, el cepillado y uso de hilo dental mantendrá las encías limpias y ayudará a minimizar la inflamación. Siempre es importante recordar que se les puede ayudar enseñándoles como cepillarse correctamente. En nuestra clínica nuestras higienistas están especializadas en enseñar y ayudar a quien necesite aprender técnicas correctas de higiene.